Fármaco neuroprotector para el tratamiento del ictus isquémico agudo.

Fase regulatoria

Isquaemia Biotech desarrolla actualmente un nuevo fármaco neuroprotector y antioxidante para el ictus isquémico agudo que trata de mejorar la eficacia de los tratamientos actuales, la ventana terapéutica y satisfacer las necesidades clínicas no cubiertas.

Los resultados preclínicos obtenidos hasta la fecha son muy prometedores. Se han superado con éxito los ensayos preliminares de toxicidad, solubilidad, eficacia, toxicocinética y metabolismo.

El éxito de la fase preclínica ha permitido entrar en fase regulatoria y los resultados favorables de esta fase permitirán a la empresa entrar en fase clínica y validar el tratamiento en pacientes intervenidos de trombectomía.

 

El objetivo principal es continuar su desarrollo, al tratarse de un fármaco que mejorará enormemente el sector salud y facilitar su licencia a la industria farmacéutica.

 

PIPELINE

Actualmente, Isquaemia Biotech dispone de dos candidatos a fármacos para el tratamiento del ictus isquémico agudo.

El segundo fármaco candidato tiene un perfil de medicamento diferente, pero un mecanismo de acción similar. En la actualidad, este otro compuesto representa un segundo tratamiento de la misma patología para expandir el espectro de posibles tratamientos y asegurar un largo ciclo de vida de la empresa.

Adicionalmente, Isquaemia está trabajando en el uso de su fármaco líder en otras indicaciones y condiciones patológicas como la Esclerosis Lateral Amiotrófica (ELA).

Leer más: 

J. Med. Chem. 2019; 62:2184−2201

ACS Chem Neurosci. 2019; 10:2703-2706